top of page
Buscar
  • Foto del escritorCarlos Pinedo Texidor

920 - Diez horas de videojuegos.

Cuando digo que tengo suerte con la novia que me ha tocado no lo digo por decir. Jamás había convivido con alguien sin apenas esforzarme. Las tareas y obligaciones diarias son pequeños gestos que tanto el uno como el otro agradecemos. Nos repartimos los quehaceres del hogar sin inconveniente. Hay días que uno hace más, pero no llevamos las cuentas.


Desde que tenemos a Paco nuestras obligaciones para con el hogar de la calle Soo han cambiado un poco. Hay cierta rutina que incluye pasear, alimentar y lavar al pequeño granuja que disfruta del barro. Tener un perro es una maravillosa responsabilidad, más aún si se produce en el seno de una relación.


Esta mañana, acurrucado en mi pereza y mis ganas de escribir, Mer ha salido a pasear con Paco. Yo me he hecho fuerte en mi pequeño refugio de escritor aficionado. Y después de varias horas he acabado preparando la comida.

Mer, cansada por los galopares de un perro que apenas puede subir escalones y yo, por el esfuerzo semi intelectual de mis recuerdos, hemos acabado derretidos en un sofá que de no ser por su pequeño tamaño sería perfecto.


Doce horas más tarde, sin haber perdido la posición inicial de aquel que busca una merecida siesta , seguimos ahí. Ella atrapada en su pequeña mansión de fantasmas de Nintendo y yo peleando con dragones.


Domingo 18 de febrero de 2024

Tallin, Estonia

Recuerdo #920



7 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


Publicar: Blog2 Post
bottom of page