top of page
Buscar
  • Foto del escritorCarlos Pinedo Texidor

828 - Abrigo de lana y seda.

El capitalismo, maravillosa realidad que me permite escribir esto en un país libre en el que me labro un futuro, tiene cientos de inconvenientes, pero hoy vamos a hablar de los del vestir.


Creo que gran parte de la vida adulta pasa por aceptar que las grandes marcas son usureras, y que los compradores somos poco más que estúpidos necesarios para sus fines económicos.


La ropa, bien de primera necesidad, se ha convertido en un lujo por el que muchas veces no estoy dispuesto a pagar. La industria de la moda nos ha convencido de que lo que queremos es más ropa por menos dinero. Que eso de la calidad es negociable, y que materiales abundantes como la lana y el cuero son bienes escasos.


En mi caso, joven que aprecia la ropa heredada de sus padres, asumo que toda la confección actual es una auténtica basura. Pocas marcas conozco que no sacrifiquen calidades, y si el lector de este texto conoce alguna, ruego que la comporta.


Lo anterior lo escribo desde una posición privilegiada. Siempre he tenido buena ropa gracias a mis queridos padres, pero ahora en mi segundo año en tierras Bálticas, me encuentro con tiendas que venden poliéster y plásticos a cien euros la prenda, precio que aunque pueda pagar me niego a hacerlo.


Hoy he ido junto a Mer a uno de los mejores mercados temporales de ropa de segunda mano. Prendas de hace décadas que se camuflan con alguna pieza de la moda rápida actual. Y entre cientos de abrigos, gracias a mi amor por la lana y pasión por la sastrería, he logrado rescatar un abrigo de aquella época en la que la ropa se hacía para que durase.


Sábado 18 de noviembre de 2023

Tallin, Estonia

Recuerdo #828



12 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


Publicar: Blog2 Post
bottom of page