162 - El privilegio de equivocarse.

Equivocarse es un privilegio, uno de esos grandes placeres de la vida que he empezado a valorar ahora que ya no cargo con el peso de mis malas decisiones. Uno acepta sus errores, se reconcilia con la falta de cabeza previa y canturrea casi como un mantra a Don Andrés y su “no habrá flores en la tumba del pasado”.

Los sábados de fútbol son muy peligrosos, suponen encararse con la alegría transitoria de la victoria, y en ese cara a cara golpear primero. Ni si quiera la compañía de mis costillas favoritas y el abrazo de Mayflower logró tranquilizarme. Ya no me quedan camisetas que pueda llevar al estadio, todas han visto una derrota, y acudir desnudo del color rojiblanco, más allá de mis zapas, agrava la fragilidad de mi corazoncito de colchonero.


Fueron sesenta minutos de improperios, de gritos y llantos secos en los que no lograba entender nada de lo que ocurría en el campo. Llegó el gol Cunha acompañado por una mirada cómplice con la de mi derecha, “queda mucho” seguía diciendo entre abrigos y bufandas. El estadio se heló, como un presagio de lo que venía el Frente decidió exigir a los jugadores que respetasen el escudo, el de verdad. Y así fue hasta el minuto setenta, el equipo acudió a la grada y un gritó que supo a gloria nos hizo confiar.


El descuento me trasladó al trance, un afónico y desgarrado perdón salió de mi alma cuando Correa tocó la red. Ni si quiera la felicidad del gol de Hermoso logró arrebatarme el sentimiento de culpa por haber dudado (una vez más) de la persona más importante de nuestra historia. Y es que eso es la vida, negar antes de que cante el gallo, o en este caso, antes del pitido final.


El escudo ha vuelto, y el Atleti lo sabe, y hasta ellos disfrutarán del privilegio de equivocarse, y sino decídselo a Carrasco, Correa, Hermoso, Giménez, Cunha o Serrano, porque ayer su pecho sintió el peso que nunca debió desaparecer.

Sábado 22 de enero de 2022

Madrid

Recuerdos con contexto 162



17 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo