136 - Café, luz y libros.

En mi etapa universitaria de turno de tarde disfrutaba cada mañana saliendo a pasear. Me levantaba pronto, y a las nueve y poco elegía si subir Serrano o ir hacia el Retiro. La ventaja de subir era poder pasar por algún sitio bueno de café, mientras que lo bueno de bajar me permitía acercarme a cotillear por el Retiro.


En toda esa mañanas de café y luz mañanera se forjó mi amor por los podcast. Descubrí a Joe Rogan, y salvo breves excepciones es lo único que escucho. También empecé a salir a pasear con un libro en la mano, fueron muchos los que me leí a orillas del Palacio de Cristal. Tenía clase a las tres, y los paseos solían durar hasta la una que me acercaba al Mercado de La Paz y Jurucha.


Aquellas mañanas de café, luz y libros podrían haber sido aún más felices si hubiera descubierto el vicio de lo analógico. Habría gastado cientos de horas en rollos que recogerían a la perfección las costumbres de los más de veinte habituales que me cruzaba en mis paseos.


El día de hoy, además de ser mi primer día de vacaciones del mundo adulto, me ha permitido acercarme a aquellos grandes días. He cotilleado por serrano, he tomado un par de cafés, me he comprado dos libros en Pérgamo y he terminado un carrete.


Me pregunto qué más podré añadir a mis mañanas se café, luz, libros y fotos.


Lunes 27 de diciembre de 2021

Madrid

Recuerdos con contexto 136




2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo